Al compás del Nengón

Share Button
Por Juan Farrell Villa y Sara Sariol Sosa | 2 diciembre, 2015 |
0

GanaderiaCuentan que en Cauto Cristo, municipio de la provincia cubana de Granma con una singular historia ligada a los vaivenes del río más largo de Cuba, hasta el baile tradicional: el Nengón, alude a la ganadería, la principal faena de su gente.

Los hombres y mujeres asentados en el fértil llano llevaron a pasos coreográficos improvisaciones de enlaces y toreo de las vacas, la monta de caballo y otros recorridos propios del vaquero en su vida laboral.

Otras regiones, como Baracoa, en la provincia de Guantánamo, vincularon igual su laboreo cotidiano al baile, simbolizador de la recogida del café, desplazando los pies con ritmo pausado.

En Cauto Cristo, empero, llegaban a ser violentos los movimientos porque los hombres, solo de vez en vez, podían tomarse un rato para la fiesta; cuando lo hacían apenas tenían tiempo para despojarse de las pantaloneras y espuelas, se iban con ellas al guateque y bailaban con giros bruscos para impedir que chocara una con otra.

Después de muchos años, alejados de esos aditamentos, los vaqueros cautocristenses vuelven a llevarlos con sistematicidad. Al menos en la empresa agropecuaria Roberto Estévez Ruz se va convirtiendo en regla, no por capricho ni por jolgorio, sino como parte de la voluntad de rescatar en toda su dimensión la tradición vaquera, algo que más allá de usar simplemente espuelas y sombreros tejanos, busca situar a los ganaderos locales en el pelotón de avanzada entre sus homólogos cubanos.

AL NENGÓN DE ESTOS TIEMPOS

La vida, sugería una novela colombiana trasmitida por el canal televisivo Multivisión, es un baile con amplio dinamismo; también la ganadería y los cautocristenses andan empeñados en imprimirle toda la energía requerida por estos tiempos, tanta como en aquellos días en que apenas tenían un rato para el Nengón.

Así lo asegura Armando Santiesteban Piña, director general de la “Estévez Ruz”, una de las dos más importantes entidades de su tipo en Cuba, no solo en extensión (acciona en el 80 por ciento de la superficie del municipio) sino también por los crecientes aportes productivos específicamente en carne vacuna.

La organización, que atiende tres unidades empresariales de base -, tres Unidades Básicas de Producción Cooperativa (UBPC), dos Cooperativas de Créditos y Servicios (CCS) e igual cantidad de Cooperativas de Producción Agropecuaria (CPA) ha logrado ampliar su masa vacuna (entre el sector estatal y cooperativo y campesino); además de males de equinos, ovinos, caprinos y búfalos.

Su colectivo excederá al cierre de 2015 los planes de entrega de leche, carne y la producción mercantil.

La atención al hombre alcanza el mejoramiento de las condiciones de trabajo y vida y la superación profesional, esta última con resultados relevantes.

RESCATE DEL OFICIO

En sentido general Cauto Cristo tiene rediseñados programas para elevar su desarrollo económico, con fomento de otras producciones de pimiento, tomate, maíz, frijol, arroz… renglones claves en la sustitución de importaciones.

El rescate de las tradiciones ganaderas, en particular, se incentiva desde la vestimenta, la monta, pistas de rodeo y ferias de excelencias.

Se elaboran los implementos fundamentales en los talleres de alta demanda de cada unidad: monturas, sogas, vastos, clavos, herraduras, yugos, frontiles y sombreros de yarey.

Retorna allí la cultura vaquera en el vestir y en el sentimiento por lo que hacen, con amor y sentido de pertenencia.

Aunque 2015 resulta un período muy difícil, afectado por los cambios climáticos con prolongadas sequías, ratificó el director general Armando Santiesteban, su entidad viene acometiendo una intensa labor para recuperar a los animales mediante diversas alternativas como la construcción de pequeñas represas para el agua por ascender en su aporte a la alimentación popular, una tarea en la que todos se proponen danzar con la misma destreza con que manejaban las espuelas en los bailes de Nengón.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

• No se publicarán comentarios denigrantes, ofensivos, difamatorios, que no se ajusten al tema a debate o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Tampoco serán admitidas las ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.

• Nos reservamos el derecho de no publicar los contenidos que incumplan con las normas de este sitio .