Alcalá de Henares, primera ciudad universitaria de la Edad Moderna

Share Button
Por Prensa Latina (PL) | 1 junio, 2017 |
0
Madrid (PL)- Conocida como la Ciudad de Cervantes o la del Saber, Alcalá de Henares es una pequeña urbe española donde la conjunción de procesos históricos y culturales, atesorados por dos mil años, la hacen singular.

Por su significación histórica y sus aportaciones en la evolución de las civilizaciones, en 1998 la Unesco le confirió a esta localidad de la Comunidad de Madrid el título de Patrimonio de la Humanidad.

El principal valor reconocido por esta agencia de Naciones Unidas es su condición de primera ciudad universitaria planificada en la Edad Moderna. El rectorado de la Universidad y su ordenamiento urbano la validan como única.

Otro de sus atributos está relacionado con el concepto de Ciudad del Saber y su repercusión cultural: la creación y difusión de un modelo de implantación universal lingüístico, gramatical y de diccionarios de la lengua española, europea y de las lenguas autóctonas americanas.

Los orígenes de Alcalá de Henares se remontan a la época prehistórica. Tras ser dominada por romanos y árabes, en el año 1118 comienza la reconquista por el Reino de Castilla, que termina en 1308 con la rúbrica del tratado entre los reyes de Castilla y Aragón.

En 1497 el Cardenal Cisneros -confesor de la reina Isabel la Católica- ordena la creación de una universidad, cuyo primer colegio fue el de San Ildefonso, pero éste ya tenía planes más ambiciosos que cambiarían para siempre la historia de la ciudad.

Cisneros reconvirtió Alcalá de Henares en una villa renacentista con núcleo central en San Ildefonso (Colegio Mayor), y desde aquí se expande el recinto urbano conformado por otros 12 colegios y un hospital para estudiantes, entre otras edificaciones.

De este modo, la villa se transformó en una localidad planificada y foco investigador de primera magnitud, entrando en el concierto de las ciudades universitarias de rango universal como Bolonia, Oxford, París o Salamanca (España).

Con la diferencia de que éstas fueron creciendo poco a poco adaptándose al entorno urbano, pero no planificando el urbanismo en función de la Universidad como en el caso de Alcalá, que reutilizó el área medieval existente.

En el Colegio Mayor, y concretamente en sus facultades de Gramática y Retórica, se definió y publicó la norma lingüística que se impuso en el idioma español.

Importante también fue la edición de la primera Biblia Políglota encomendada por el Cardenal Cisneros y que recibe también el nombre de Biblia Políglota Complutense. Esta metodología sigue siendo la utilizada para la elaboración de Diccionarios y Gramáticas.

La calidad del profesorado, una imprenta cualificada y su cercanía a Madrid, permitieron que el alumnado de la complutense acogiera nombres como San Ignacio de Loyola, Lope de Vega, Calderón de la Barca, Tirso de Molina y Francisco de Quevedo, por solo citar algunos.

Describir la trascendencia de Alcalá de Henares no es tarea fácil. No se trata de una urbe inmensamente grande, pero su larga y memorable historia hace difícil elegir qué vamos a contar.

Sin embargo, no podríamos prescindir en este escrito de algunos datos históricos de la villa.

En 1486, en el Palacio Arzobispal, la reina Isabel la Católica recibe por primera vez a Cristóbal Colón para discutir la financiación del viaje del navegante al Nuevo Mundo.

Para orgullo de esta ciudad, en 1547 nace Miguel de Cervantes, el más universal de los españoles y autor de El ingenioso hidalgo don Quijote de la Mancha, el libro más editado y traducido de la historia, sólo superado por la Biblia.

Precisamente, es en el paraninfo de la Universidad de Alcalá de Henares donde se entrega anualmente el Premio Cervantes, considerado el más importante de las letras hispanas.

Ubicada a escasos 30 kilómetros de Madrid y con locaciones excepcionales, esta villa de casi 200 mil habitantes seduce también a cineastas de todo el mundo en el rodaje de películas y series televisivas.

/msm/edu

* Corresponsal de Prensa Latina en España.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *