Ascienden a más de 82 mil los clientes de gas licuado en Granma

Share Button
Por  Maité Rizo Cedeño | 23 enero, 2019 |
0
FOTO Luis Carlos Palacios

Bayamo, -La cifra de clientes del servicio de gas licuado en Granma ha ascendido en lo que va de año a más de 82 mil, cantidad muy superior a lo previsto cuando se extendió la comercialización en el pasado año, según refirió a la prensa Diosvanis Santillán Aguilar, director de la división territorial de comercialización en la provincia.

   Explicó que en el año fueron contratados aproximadamente 13 mil usuarios, cifra que sumada a lo alcanzado en el 2017 y los consumidores normados, asciende a más de 82 mil clientes totales de gas licuado.
   Destacó que en el 2018 la venta liberada de ese combustible fue extendida hacia los municipios de Jiguaní y Cauto Cristo, donde ha tenido gran aceptación, porque solo se prestaba el servicio en las ciudades de Bayamo y Manzanillo.
   Santillán Aguilar manifestó en la Asamblea de balance de la empresa, que el proceso de contratación se hará extensivo a otros territorios de acuerdo con los recursos importados en los próximos meses y las condiciones que sean creadas en las localidades.
   En el encuentro, el directivo resaltó que la Empresa comercializadora de combustibles cambió su nombre a División territorial, transformación que implica nuevos retos internos, aunque las funciones son las mismas.
   Precisó que al cierre del 2018 la entidad, perteneciente a Cuba Petróleo, evidenció resultados favorables en los indicadores económicos, una producción mercantil al 117 por ciento, utilidades totales a más del 124 por ciento, y un crecimiento en los indicadores relacionados con capital humano como el incremento salarial a una media de 900 pesos por trabajador.
   Enfatizó en los logros de la actividad técnica que se encontraba certificada con la norma ISO 9000, y en el pasado año alcanzaron la norma más actualizada.
   Entre las principales inversiones para el 2019, señaló la reparación de depósitos para almacenar gasolina regular (B-90), y así lograr mayor estabilidad en la venta de combustibles.
   Los presentes en la reunión analizaron los problemas que dificultaron el trabajo en el año 2018, con énfasis  en el déficit de cilindros para la extensión de venta liberada de gas, la demora en el arribo de piezas de repuesto, baterías y neumáticos, y la excesiva explotación y envejecimiento de la técnica.
   En la asamblea de resumen participó Alejandro Carreño García, director adjunto de la Unión Cupet, junto a los trabajadores de la entidad y directivos de la Empresa comercializadora de combustibles.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *