Coro Ismaelillo orgullo de los bayameses

Share Button
Por Diana Iglesias Aguilar | 28 febrero, 2018 |
2
El coro Ismaelillo junto a Teófila Acea Antúnez, presidenta de la Sociedad Cultural José Martí en Granma

El coro Ismaelillo es orgullo para los bayameses, por el reconocimiento a nivel nacional de que goza la institución infantil debido a su calidad interpretativa en más de 30 años de vida artística.

A la larga lista de premios se suma desde diciembre último,  la distinción Honrar Honra que otorga la Sociedad Cultural José Martí, entregada recientemente en Bayamo en el  salón de protocolo de la Plaza de la Patria.

El trabajo vocal incluye, cada semana, a una treintena de niños, niñas, adolescentes y sus familiares, amigos, vecinos, maestros y la casa de cultura 20 de Octubre de la Ciudad Monumento, la sede, porque los Ismaelillos no solo aprenden a cantar, sino a bailar, ser buenos alumnos, fieles  amigos y mejores seres humanos.

Catapultados a la conquista de numerosos  lauros de interpretación en festivales infantiles Pequeño Príncipe, El Ruiseñor y la Mariposa, Reparador de Sueños y Cuba que linda es Cuba, incluso en el italiano Sequino de Oro. Para este año, estarán representados en el festival nacional Cantándole al Sol.

Tres decenas de canciones infantiles de autores granmenses ha grabado Ismaelillo, entre ellas dos discos con los compositores Ramón Galardy y Andrés Araújo, además de producir un cancionero,  impreso en Noruega, que circula por Europa.

Junto a  niños de Ismaelillo son reconocidas las familias y sus colaboradores más fieles, los compositores y fotógrafos Ebenecer Castillo y Fernando Revé, además del arreglista y autor Arturo Leyva.

Presente en los más selectos escenarios para actos y veladas culturales, Ismaelillo ha participado en intensas jornadas  de la sociedad cubana, entre ellas las signadas  por la batalla del pueblo para  el regreso del niño Elián González, las cantatas por los cinco héroes y la vigilia por el Comandante en Jefe efectuada en la Ciudad Monumento.

Ary Rodríguez, actual directora del grupo coral, no oculta su satisfacción, premio a la entrega diaria de manera desinteresada, a lo que constituye para ella no un trabajo, sino inmenso placer.

La prestigiosa intérprete de  la canción cubana demuestra con  Ismaelillo que mucho se puede hacer con pocos recursos materiales, aunque ya el coro y sus niños van mereciendo no solo reconocimientos, sino aportes mayores para superar más grandes empeños artísticos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  1. Mis felicitaciones y agradecimiento para Ary y Ebenezer por sus enseñanzas, dedicación y paciencia para con nuestros hijos. Me siento muy orgulloso de que mi niña forme parte de este reconocido Coro Infantil.

  2. El principal reconocimiento es el del pueblo que se deleita con sus actuaciones y admira su obra, doble excelente para Ary y su equipo,les deseo éxitos en su vida futura.