El desarrollo precisa de organización, disciplina y control

Share Button
Por Sara Sariol Sosa | 22 enero, 2017 |
0

CUBA-GRANMA DIALOGA GLADYS BEJERANO CON DIRIGENTES DE LA PROVINCIAGladys María Bejerano Portela, Contralora General de la República de Cuba y vicepresidenta del Consejo de Estado, ratificó en Bayamo, capital de la suroriental provincia de Granma, que, si no hay organización, disciplina y control, es imposible lograr el desarrollo próspero y sostenible que nos hemos planteado.

La también miembro del Comité Central del Partido Comunista de Cuba, presidió aquí la reunión resumen del control interno realizado a entidades del territorio, como parte de la XI comprobación nacional, evaluación que reconoció avances con relación a la anterior supervisión.

En el control, que alcanzó a 30 entidades, de estas 22 de subordinación nacional, cinco locales y tres cooperativas no agropecuarias, participaron 214 auditores, apoyados por estudiantes de la Universidad de Granma, que cursan carretas relacionadas con la materia.

Aun cuando se reconoció un ascenso en el ambiente de control en general, y de acuerdo con las cuestiones examinadas, se detectó que en determinadas entidades no se ejerce un adecuado control administrativo en la descentralización y uso de las facultades otorgadas a las empresas.

Asimismo, no en todos los casos se confeccionan desde la base los planes de prevención ni se actualizan, no siempre es adecuado el flujo de la información, falta conciliación entre los departamentos contables y las actividades sustantivas, necesita mayor eficiencia la gestión administrativa, y las evaluaciones financieras y económicas no siempre cuentan con evidencia documental, entre otras irregularidades.

Bejerano Pontela advirtió que cada vez que se incumple alguna de esas reglamentaciones, nos exponemos o corremos el riesgo de que se cometan delitos o hechos de corrupción.

Significó como en otros intercambios de este tipo, la necesidad de ver el control como una cuestión inherente al comportamiento, a todos los días.  Explicó al respecto que el control interno no es una metodología, sino una manera de actuar, y precisa en cada colectivo, de cohesión, disciplina e integración.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *