Desde hoy en provincias cubanas reapertura de la gastronomía y otros servicios públicos

Share Button
Por Agencia Cubana de Noticias (ACN) | 24 septiembre, 2021 |
0
FOTO/ Autor desconocido

La Habana, – Por las provincias de La Habana y de Matanzas, en las últimas semanas con estabilidad y reducción en los casos de enfermos por COVID-19, desde hoy comienza en Cuba la reapertura gradual de los servicios gastronómicos y notariales, que en el caso de los primeros aconsejan extender hasta las 9 o 10 de la noche la movilidad de la gente y el transporte público.

Al anunciarse el jueves tal decisión en la Mesa Redonda Informativa, Betsy Díaz Velázquez, ministra de Comercio Interior (MINCIN), precisó que se reinician los servicios a la mesa, en la barra y los mostradores, y en aras de preservar la salud de la población el cumplimiento de los protocolos higiénico-epidemiológicos será controlado en aquellos establecimientos estatales o privados que, por reunir los requisitos, abrirán ahora sus puertas.

Además del uso obligatorio del nasobuco y de desinfectantes y de los pasos podálicos, en los restaurantes y cafeterías escogidos se exigirá la higiene rigurosa en la preparación y venta de los alimentos, el distanciamiento físico posible y la ventilación natural, además de que en aras de evitar aglomeraciones las personas deberán reservar por teléfono o por las plataformas digitales.

Reinaldo García Zapata, gobernador de La Habana, puntualizó que suman 533 las unidades seleccionadas, previa aprobación de los respectivos gobiernos locales; en tanto no reabrirán las ubicadas donde existan eventos activos de transmisión de la COVID-19 y se mantendrá la restricción del servicio de mesa buffet.

Informó, además, que a partir de este martes se permitirá la movilidad de la gente y el transporte público hasta las 10:30 de la noche, y otras entidades que también reabrirán hoy – y con horario extendido hasta las siete de la noche- serán las oficinas de las Notarías, así como las del Registro Civil y de la Propiedad.

Desde Matanzas su gobernador, Mario Sabines Lorenzo, anunció que este viernes 81 unidades -ahora certificadas en sus 13 municipios- comenzarán a brindar servicio para consumir en ellas, hasta las 8:00 pm.

La flexibilización abarca también el comercio (hasta las cinco de la tarde), el acceso a las playas y a otros lugares públicos -siempre en familia- y los centros culturales al aire libre; no así las discotecas ni bares, además de que continúan prohibidas las fiestas y bailables.

Informó que hasta las 9:00 pm se mantendrá funcionando el transporte urbano e intermunicipal, es decir, se reanuda el servicio a este nivel y no el interprovincial por lo cual continuará el control en las fronteras con los demás territorios, como parte del cierre establecido para entrar o salir de Matanzas.

La titular del MINCN valoró de positiva la reapertura gradual de un grupo de unidades gastronómicas, tanto del sector estatal como privado en las provincias de La Habana y de Matanzas, sin dejar de cumplir los protocolos higiénico-epidemiológicos establecidos.

Subrayó que actuando con responsabilidad se pueden ir dando pasos para recuperar algunas actividades sociales, dada la afectación psicológica y económica que ha ocasionado la COVID-19, pues también hay trabajadores por cuenta propia que los ingresos dependían de sus negocios.

A su vez el doctor Francisco Durán García, director nacional de Epidemiología del Ministerio de Salud Pública (Minsap), llamó a mantener los protocolos sanitarios ante la reapertura de servicios gastronómicos en el país.

Durante su intervención en la Mesa Redonda dijo que los territorios de Matanzas, La Habana, Cienfuegos, Ciego de Ávila, Santiago de Cuba, Guantánamo, Mayabeque y el Municipio Especial Isla de la Juventud mantienen estabilidad epidemiológica y han reducido los reportes de casos.

Por lo tanto, están en condiciones de abrir los servicios, para lo cual una comisión debe evaluar las condiciones higiénicas y se realizarán inspecciones sanitarias y estatales, señaló.

El especialista insistió en que los trabajadores que manipulan alimentos tienen que garantizar la correcta cocción y mantener extremas medidas de higiene, así como la limpieza frecuente de las superficies, además de continuar con las disposiciones epidemiológicas establecidas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *