Economía granmense: Mirar más a lo interior

Share Button
Por Sara Sariol Sosa | 31 octubre, 2017 |
0
FOTO/ Luis Carlos Palacios

Al cierre del tercer trimestre del año, la provincia de Granma registró resultados favorables en varios de sus indicadores económicos, lo que lleva a entender una gestión más acertada en ese sector, determinante por correspondencia, en el progreso social del territorio.

En el período, por ejemplo, excedió en un 5,2 por ciento las ventas netas, con 170.5 millones de pesos; colocó el gasto de salario por peso de valor agregado bruto por debajo de lo planificado en 0.0374 pesos; 72 entidades obtienen utilidades (solo la agropecuaria yarense Paquito Rosales cerró con pérdidas), y excede los ingresos cedidos en poco más de 14 millones de pesos.

Granma, además, cierra el período con un superávit de 38.2 millones de pesos, al ingresar 25,8 millones de pesos más que lo previsto. Logran resultado superavitario los municipios Río Cauto, Cauto Cristo, Jiguaní, Bayamo, Yara, Manzanillo y Buey Arriba.

Podría decirse que, de los últimos años, este es el lapso en que más localidades consiguen ese buen desempeño, es decir lograr ingresos muy superiores a los gastos.

Sin embargo, otras estadísticas evidencian reservas, incongruencias e inoperancia en no pocas entidades, y motivan a una mirada y análisis interior más profundo.

Valga decir en ese sentido, que de las 17 empresas que incumplieron sus ventas, no en todas la causa obedece a objetivas limitaciones de recursos, sino a la ausencia de estrategias coherentes, lo cual les impidió situarse al nivel de otras que con su mismo encargo y en igualdad de condiciones, lograron concretar los planes.

A cuenta de las primeras, fundamentalmente, va el hecho de que la provincia incumpliera en la etapa 29 del centenar de producciones físicas controladas.

Por otra parte, tres entidades pagaron salarios sin respaldo productivo, y ocho experimentaron sobrecumplimientos en la categoría de salario, no en correspondencia con el comportamiento del indicador directivo ventas netas.

Llama la atención igualmente que, al cierre de septiembre, cinco entidades habían cumplido el plan anual de utilidades en proporciones que pueden considerarse excesivas, lo cual apunta a una mala planificación.

De esa manera, los resultados generales alientan, expresan un esfuerzo, dan cuenta de una estrategia territorial, pero no conforman, cuando sabemos que los niveles productivos hoy experimentados, están todavía distantes de cuanto requerimos para ascender en términos de progreso social y, sobre todo, cuando somos conscientes de que determinados incumplimientos individuales dependen de la falta de consagración de los hombres.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *