Efectúa la Central de Trabajadores de Granma su balance anual

Share Button
Por María Valerino San Pedro | 1 febrero, 2017 |
0
Foto Luis Carlos Palacios Leyva.
FOTO/ Luis Carlos Palacios Leyva

Mantener la batalla económica como prioridad en el desempeño sindical  durante 2017 y ofrecer el mayor aporte a la emulación Granma triunfa, son propósitos de la Central de Trabajadores de Cuba (CTC) en la suroriental provincia cubana de Granma, según trascendió en su asamblea de balance anual, efectuada en la mañana de este  martes en Bayamo.

Uliser Guilarte de Nacimiento, secretario general de la CTC en Cuba, quien presidió la reunión, patentizó tal aseveración y señaló el cumplimiento de los planes productivos como tarea principal del movimiento sindical.

El también integrante del Buró Político dijo que la vía idónea para que la organización compulse con acierto la materialización de tal empeño es  fortalecer el funcionamiento sindical, la forma de dirigir, promover la eficiencia y  solucionar la problemática de cada colectivo, desde las asambleas.

“Un gran reto -afirmó- tiene hoy el movimiento sindical cubano,  lograr una superior representación del  derecho de los trabajadores y, a la vez,  su papel movilizador, para lo cual deben recibir los dirigentes de base una preparación integral, en particular,  sobre temas económicos, para  realizar mejor su labor  y dejar atrás métodos y lenguaje tecnocrático”.

Hizo referencia, además, a que este 1 de febrero comienza el proceso de renovación de los Órganos de Justicia Laboral, a los que denominó un privilegio único de los trabajadores cubanos.

Los presentes en la asamblea analizaron críticamente aspectos, como la sindicalización, tarea priorizada dentro de la labor política; funcionamiento de la organización, política de cuadros, proceso de discusión del plan y presupuesto de la economía para 2017; ahorro, indisciplina social, comisión de delitos y emulación socialista.

Federico Hernández Hernández, miembro del Comité Central del Partido y su primer secretario en Granma, al intervenir, resaltó el insustituible papel de la clase obrera  en las condiciones actuales, de perfeccionamiento del modelo económico,  en las aspiraciones futuras de la provincia  y en la defensa de la Revolución.

“Estamos convencidos -enfatizó- que como ayer, hoy y siempre la clase obrera granmense está al lado del Partido, de la Revolución, de Fidel, de Raúl y del socialismo”.

En nombre del movimiento obrero del territorio Uliser Guilarte de Nacimiento recibió un cuadro, al igual que Julio Pérez Aliaga, quien dedicó más de 25 años al trabajo sindical.

Por haber superado la cifra acumulada en 2015 de Mi aporte a la Patria fueron reconocidos los sindicatos Azucareros, Civiles de la defensa,  y Tabacalero, hoy integrado al de Agropecuarios y Forestales.

También fue agasajado el Buró provincial de la Asociación Nacional de Innovadores y Racionalizadores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *