Enfrascado centro de investigación de Granma en desarrollo productivo

Share Button
Por Geidis Arias Peña | 5 mayo, 2017 |
0
FOTO/ Rafael Marrtínez Arias

El Instituto de Investigaciones  Jorge Dimitrov, de Granma, continúa enfrascado en el desarrollo productivo del territorio en aras de contribuir a la soberanía alimentaria a partir de innovaciones agropecuarias sostenibles. 

Eduardo Tamayo, director del centro, reveló, este jueves en un encuentro con la prensa, que con tal propósito se definió entre las prioridades del año 2017 seguir el trabajo de la obtención de semillas certificadas, aspecto importante en todo proceso de producción, al contribuir a elevar sus niveles.

La proyección, válida sobre todo en reglones tan importantes como el frijol , también sustituye importaciones y son elementos vitales en el progreso agropecuario de la provincia, donde el plantel tiene gran incidencia, especificó el Máster en Ciencias.

Asimismo, se dedicará tiempo a la integración hombre-suelo y planta- animales, ciclos a considerar porque no siempre se hace un uso adecuado del entorno, a la vez que se prevé cómo enfrentar mejor el cambio climático, la sequía, la desalinización de los suelos, muy marcado en el  oriente cubano, señaló.

La generalización de la aplicación de la ciencia y la técnica es aún una asignatura pendiente, a la cual se le prestará atención con el fin de expandir los resultados de los estudios a unidades productivas y con ello, los beneficios.

De igual manera, se trazan acciones para elevar el nivel científico del personal adscrito a la institución, especialmente el de los jóvenes, forjadores del futuro, a quienes se les motiva mediante diferentes espacios de participación.

Para lograr tales objetivos, el Instituto de Investigaciones Jorge Dimitrov cuenta con 248 trabajadores, de ellos 95 graduados de la Enseñanza Superior, 34 investigadores y seis doctores en Ciencias, apuntó Eduardo Tamayo.

El directivo reconoció que el centro de referencia científica e innovación del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente e inaugurado en diciembre de 1980, llega a los 37 años de fundado con una madurez sólida en las investigaciones agropecuarias en el territorio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *