Granma inicia período poco lluvioso con presas al 51 por ciento de llenado

Share Button
Por Orlando Fombellida Claro | 2 noviembre, 2015 |
0
FOTO / Luis Carlos Palacios Leyva
FOTO / Luis Carlos Palacios Leyva

El comportamiento de las precipitaciones en Granma durante octubre último fue favorable, al cerrar con un acumulado de 219,6 milímetros, 52,2 puntos por encima de los 166,4 de promedio histórico.

El que una parte considerable de las lluvias ocurriera en áreas montañosas, hicieron posible que la provincia retenga ahora 482 millones 188 mil metros cúbicos  de agua en sus 11 embalses administrados por Recursos Hidráulicos, para el 51 por ciento de ocupación de su capacidad total.

Yanelis Yero Carrazana, subdelega técnica de la Delegación territorial de Recursos Hidráulicos, declaró a la prensa que en tal sentido sobresale los 60 millones de metros cúbicos de agua que aportaron, a principios del mes precedente,  las bandas de nublados acompañantes del huracán Joaquín, y los 80 millones acopiados en la semana del 20 al 27.

Gracias a los chaparrones se recuperaron, también, fuentes de abasto de sistemas de acueductos que se deprimieron e incluso secaron, lo que obligó a llevar agua en pipas en determinado momento, a 79 mil 369 personas, residentes en 82 comunidades de los  municipios de Pilón, Campechuela, Media Luna, Buey Arriba, Bartolomé Masó,  Río Cauto,  Cauto Cristo, Jiguaní y Guisa.

Eric Benítez González, director de la Empresa provincial de Acueducto y Alcantarillado, precisa que ahora el número de abastecidos con carros-cisternas y otros medios alternativos, son 15 mil, de ellos unos 11 mil residentes en Jiguaní, y los demás en El Purial, Media Luna, Las Puercas (Pilón), San Rafael y Virey (Buey Arriba), Cienaguilla (Campechuela), Barranca y La Juanita (Bayamo).

No obstante lo antes señalado, al concluir el lapso enero-octubre  de 2015 este territorio oriental registra mil 123,4 milímetros de lluvias, para el 95 por ciento de los mil 180,9 del promedio histórico.

Y en el caso de las presas, Cautillo y Las Villas, en Jiguaní, y Guisa, en la localidad homónima, con el 12; 21 y 32 por ciento, respectivamente, de llenado, presentan la situación más desfavorable.

Esa es la situación hídrica  con que llega Granma al período seco –o poco lluvioso- en Cuba, el cual se extiende desde noviembre en curso hasta abril de 2016.

Comparada con la de meses atrás, en que sus presas estaban al 19 por ciento de llenado, y algunas como las dos de Guisa, en punto muerto, es mucho mejor, hay mucha más agua para la población y demás clientes, pero aún así, hay déficit de unos 15 millones de metros cúbicos para la Agricultura.

Las  medidas para mitigar el impacto de las sequías, continuarán aplicándose en esta porción de Cuba, aseguraron los directivos de Recursos Hidráulicos mencionados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

• No se publicarán comentarios denigrantes, ofensivos, difamatorios, que no se ajusten al tema a debate o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Tampoco serán admitidas las ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.

• Nos reservamos el derecho de no publicar los contenidos que incumplan con las normas de este sitio .