Granma en la Bienal de La Habana

Share Button
Por Diana Iglesias Aguilar | 24 abril, 2019 |
0

Con la muestra colectiva colateral “Agua salada” participan artistas manzanilleros en la XIII Bienal de La Habana, el mayor espacio expositivo y de confluencia de las artes visuales en Cuba que se realiza hasta el doce de mayo en la capital del archipiélago caribeño.
Al estilo “happening” por el carácter fugaz de la exposición, se reunieron a la mayor parte de los manzanilleros participantes bajo el mismo título en muestra colectiva en el Centro Hispanocubano de Cultura en el 2014, entre ellos: Alejandro Campins, Elizabet Cerviño, Darwin Estacio, Yeremy Guerra, Luis E. López-Chávez, Yornel Martínez, Michel Pérez “Pollo” y José E. Yaque.

El investigador, historiador, crítico de arte y artista visual Carlos Rodolfo Escala Fernández, también de Manzanillo, tuvo a cargo la curaduría de la muestra que se expuso en una casa habitada al fondo del icónico santuario de la Virgen de Regla en el barrio habanero que lleva el nombre de la deidad.

Heterogénea y polisémica la muestra exhibió pintura, instalación, videoarte, bocetos fundidos en concreto, serigrafía, teniendo como leitmotiv el origen manzanillero, signado por la cercanía del mar, la influencia musical y muchos otros símbolos identitarios del territorio.

En la muestra, aunque con manifestaciones diferentes de las artes visuales, ¨convergen la pluralidad y actualidad de referencias marcadas por una recepción critica, inquisitiva, de la tradición universal, el extinto campo socialista, los avatares y prácticas de lo cotidiano, la cubanidad “pedestre”, y los desvaríos pos, neo e hipermodernos de lo contemporáneo, que les hacen propietarios de un vasto capital cultural, conseguido con tesón, cuyas herramientas emplean en la investigación, el proceso, el acto creativo y sus secuelas¨, expresó Escala Fernández en la apertura.

Los artistas aprovecharon la ocasión para presentar el proyecto de evento ¨Agua salada¨, a realizarse en octubre de 2020 en Manzanillo, a fin de establecer un diálogo entre los colegas graduados del Instituto Superior de Arte que mantienen una obra relevante en el contexto del arte cubano contemporáneo con los que permanecen creando en el terruño, dinamizar las artes plásticas y la cultura en general por estos lares y homenajear a Julio Girona Fernández y José A. Rosabal Fajardo.

Entre el numeroso público que disfrutó la excepcional exposición de Granma se encontraban Flavio Garciandía, los artistas Luis Alberto Lorente (Manzanillo) y Rubén Rodríguez (Holguín) que en su momento fueron profesores y colegas de los expositores manzanilleros, otros exponentes de las artes visuales, la música, el teatro, periodistas y ejecutivos de varios medios de prensa, Guido Toro, Embajador de Perú en Cuba, coleccionistas, amantes del arte y público en general.

La Bienal de La Habana es el mayor espacio expositivo de las artes visuales en Cuba, en la que participan una decena de Premios Nacionales de Artes Plásticas cubanos e innumerables artistas extranjeros, donde el arte está a la mano en lugares públicos, para interactuar sin formalidades, y donde no podía faltar la presencia de talentosos artistas de Granma.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *