Honran a arriera y campesina ejemplar

Share Button
Por Diana Iglesias Aguilar | 23 junio, 2019 |
0
FOTO Diana Iglesias

A Trinidad Liens Espinosa, arriera y campesina,  se dedicó la primera acción expositiva de la edición XVII del Encuentro de Arrieros y fabulaciones serranas que desde este viernes y hasta el lunes 24 de junio se desarrolla en el poblado de Buey Arriba.

Ciento treinta años cumplidos tuviera Trini, y seguro se sobrecogía por el homenaje, sencillo pero profundo que tuvo lugar en el Museo Municipal con la participación de medio centenar de participantes en el evento, lugareños y familiares.

Una pequeña muestra de objetos personales quedaron expuestos ante los ojos curiosos de los presentes:  un abanico, un chal, una taza para el humeante café que bien sabía preparar desde la siembra del cafeto, una fuente de cerámica blanquísima, dan elementos de pertenecer a una  familia de mucho sacrificio para obtener el sustento.

La imagen fotográfica de Trinidad, ya en el periodo revolucionario, donde fuera parte de la fundación del Partido Comunista de Cuba, la Federación de Mujeres Cubanas y los Comités de Defensa de la Revolución, dan la medida de su gran espíritu revolucionario en un pequeño y vital cuerpo.

Trini, como la llamaron por afecto vecinos, conocidos y más de 500 ahijados a los que trajo al mundo, es hija del Teniente Coronel Amador Liens, destacado en la Guerra Independentista. Nació ella el 24 de mayo de 1888 y desde niña sus padres le inculcaron el amor por Cuba y lo cubano.

La campesina, que conoció y desarrolló el oficio de arriera, montada ora en su caballo Aquiles, ora en el travieso Maraña, recorría trillos y caminos solitarios para ayudar a los mambises, conocedora de los secretos de la naturaleza para curar heridas y calmar el hambre.

Testimonio de su vida fueron conocidos por la voz del nieto Ludving Veloz Liens, quién relató algunas características de su popular abuela, heredadas por los descendientes, sobre todo el apego a la zona serrana y el amor por la patria y la Revolución.

Mujer especial y paradigma para las nuevas generaciones de mujeres cubanas es Trinidad Liens, quien en tiempos difíciles dio siempre la mano al necesitado, y puso en peligro la vida varias veces por defender el principio de libertad.

La exposición montada por la especialista Liutmila Báez del Museo Provicial Manuel Muñoz Cedeño, permanecerá por un mes en la segunda sala del Museo de Buey Arriba y puede ser admirada junto a la colección local por todo el que así lo desee.

El Encuentro de arrieros y fabulaciones serranas tendrá otro momento expositivo en la institución cultural esta vez dedicado los orígenes de la cultura cafetalera, historia contada a través de numerosas imágenes fotográficas que reflejan los momentos del proceso de la obtención del café en su estado de infusión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *