Indagan sobre las sociedades aborígenes cubanas

El Instituto Cubano de Antropología lidera un proyecto de investigación que profundiza sobre las prácticas mortuorias de los primeros habitantes de La Mayor de las Antillas.
Share Button
Por Zeide Balada Camps | 14 diciembre, 2015 |
0
Participantes del proyecto en el trabajo de campo realizado en Playa El Mango, durante el mes de marzo de este año
Participantes del proyecto en el trabajo de campo realizado en Playa El Mango, durante el mes de marzo de este año

Luego de 30 años aproximadamente sin realizar intervenciones, el sitio arqueológico Playa El Mango, ubicado en el municipio de Río Cauto, en la suroriental provincia de Granma, vuelve a suscitar el interés de los investigadores.
Descubierto, en 1940, por el aficionado a la arqueología y médico manzanillero Bernardo Utset Macías, constituye un área valiosa por el volumen de piezas y enterramientos encontrados.

Desde marzo de este año, un nuevo proyecto, encabezado por el Instituto Cubano de Antropología, en coordinación con la Facultad de Biología de la Universidad de La Habana, retoma el lugar junto a otros sitios del país, para indagar sobre las prácticas mortuorias en las sociedades aborígenes de Cuba.

“La propuesta pretende sistematizar el material arqueológico existente; clasificarlo, estudiarlo, procesar la información con una nueva metodología y recursos tecnológicos que en otras épocas no existían, y ahora permitirán fechar el sitio con certeza, un dato sobre el que se ha especulado”, explicó a La Demajagua el investigador José Manuel Yero Masdeu, integrante de la iniciativa.

“En general existe un vacío, en los estudios se hace énfasis en los finales del siglo XV y principios del XVI, sin embargo, sobre el tiempo anterior de vida aborigen no hay mucha información, desconocemos cómo funcionaban aquellas sociedades, no tenemos todos los detalles”, puntualizó el investigador quien participa en representación de la Casa de la Nacionalidad, en Bayamo.

A la carencia de estudios multidisciplinarios sistemáticos, se une la ausencia casi total de fechados radiocarbónicos en hueso humano, pero que en esta oportunidad sí se realizarán.

Otro aspecto que motivó el proyecto fue la necesidad de que los datos etnográficos recogidos en las fuentes narrativas primarias sobre costumbres funerarias del siglo XVI, se contrasten, de manera crítica, con la información del registro arqueológico, además del cruzamiento de resultados, mediante el procedimiento de etnografía comparada con sociedades indígenas del continente.

Esta idea la respaldan en Granma las máximas autoridades del Gobierno y del Partido, la Dirección provincial de Cultura, la Casa de la Nacionalidad, el Gabinete de Arqueología, el Instituto de investigaciones agropecuarias Jorge Dimitrov, y el Ministerio de Ciencia Tecnología y Medio Ambiente, quienes valoran el alcance y repercusión que pudieran tener los resultados.

Yero Masdeu asevera que las conclusiones que de aquí se deriven potenciarán la actividad de la arqueología y ratificarán algunas hipótesis, o reformularán conceptos.

Entre los objetivos de los investigadores para el 2016 está sensibilizar a los habitantes para estimular la protección del patrimonio que allí se encuentra.

“Este constituye uno de nuestros puntos débiles, porque la población no está informada sobre la riqueza del lugar. Pretendemos elaborar un documento teórico que explique la antigüedad, la base económica de estos hombres, las prácticas funerarias y de esta forma convertirlos en guardianes de ese patrimonio cultural de la nación”.

Durante el intercambio con este apasionado de la arqueología, él subrayó que el Delta del Cauto ha sido un lugar que cautiva el pensamiento.

“Pretendemos llegar a otro razonamiento sobre los hombres que poblaron esa zona, aquí existe un potencial enorme, y, a partir de ahí, haremos una estrategia de dónde se debe excavar.

“Pero eso todavía es un sueño, ahora solo nos concentramos en el sitio arqueológico Playa El Mango, un lugar enorme, rodeado de ecosistemas muy productivos”.

Por el momento tendremos que esperar los resultados que permitirán responder algunas interrogantes que nos inquietan sobre aquellos primeros habitantes que poblaron nuestro suelo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

• No se publicarán comentarios denigrantes, ofensivos, difamatorios, que no se ajusten al tema a debate o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Tampoco serán admitidas las ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.

• Nos reservamos el derecho de no publicar los contenidos que incumplan con las normas de este sitio .