La misión de mi vida es servir

Share Button
Por Yelandi Milanés Guardia | 21 agosto, 2015 |
0

Arisleides Rodríguez GarcíaCuando Arisleides Rodríguez García vino desde su tierra avileña, con 15 años de edad, a estudiar la especialidad de música en la escuela profesional de arte Manuel Muñoz Cedeño de Bayamo, jamás imaginó terminar hechizada por esta bella ciudad.

Pero quizás lo inimaginable para ella sería que días antes de la celebración del aniversario 55 de la Federación de Mujeres Cubanas (FMC) la condecorarían con la distinción 23 de agosto, en reconocimiento a su destacada labor como formadora de juventudes y a su talento musical.

“Me siento orgullosa de haber recibido esta mañana la distinción 23 de agosto, la cual marca el día previo a mis cumpleaños y por ello la considero un regalo anticipado.

“Fue un momento muy emotivo para mí. Cuando me vi entre las condecoradas me sorprendí de ser la más joven y eso me conmovió. Aunque una trabaja mucho y en favor de la sociedad, jamás pensamos en los reconocimientos, sobre todo, porque lo hacemos con amor y con el interés de aportar. Nunca busco -con mi trabajo- notoriedad o lauros, pues la fama para mi es algo muy banal y engañoso. De la misma forma en que llega puede escurrírsete de las manos”.

Su encantadora voz podemos disfrutarla en actos políticos, condecoraciones, espectáculos artísticos y en homenajes, espacios donde demuestra su valía y regala al público lo mejor de su arte. Pero en esta ocasión su lugar estuvo en el lado opuesto, junto a las homenajeadas: “Las mujeres merecemos todos los homenajes porque somos madres, trabajadoras y esposas. Aunque no he tenido la dicha de ser mamá, por mi condición de directora del coro infantil Ismaelillo trabajo con muchos niños a los cuales quiero con amor maternal”.

Para Ari Rodríguez, como se le conoce en el ámbito artístico, el otorgamiento de la distinción constituye un compromiso para seguir laborando en favor de la sociedad y dando el máximo de sus posibilidades, pues ella está convencida de que si una mujer se lo propone puede lograr muchas cosas y hacerlas con calidad.

Sobre la mujer cubana considera: “Es luchadora, comprometida, perfeccionista, delicada pero a la vez fuerte. Aunque somos valiosas debemos seguir ganándonos el respeto y nuestro lugar en la sociedad, para demostrar que la revolución puede contar con nosotras en cualquier situación.

“Para mantener viva la organización siempre debe haber mujeres dispuestas a dirigir. No se debe tener miedo y cuando se necesite ocupar cargos de dirección debemos hacerlo con la mentalidad de incluir cambios y transformaciones positivas. La federación me ha enseñado a apoyarme en las demás compañeras aunque no sean familia, porque siempre están dispuestas a colaborar.

“El reto de estos tiempos es continuar luchando y manteniendo lo logrado para que todas y todos podamos tener las mismas posibilidades y una mejor vida”.

“En el plano personal seguiré ayudando a muchas personas a alcanzar sus sueños -como por ejemplo a mis alumnos, los cuales están presentándose para ser cantantes profesionales y pertenecer a agrupaciones- pues siento que la misión de mi vida es servir. Pero siempre desde Bayamo, porque me tiene amarrada, no sé que sucede pero me siento feliz aquí”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

• No se publicarán comentarios denigrantes, ofensivos, difamatorios, que no se ajusten al tema a debate o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Tampoco serán admitidas las ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.

• Nos reservamos el derecho de no publicar los contenidos que incumplan con las normas de este sitio .