La “quinceañera” de Fidel

Share Button
Por Roberto Mesa Matos | 7 septiembre, 2019 |
0

Manzanillo.- La lluviosa tarde del ocho de septiembre de 2004 regaló a los manzanilleros un sueño del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz: en los hogares de esta ciudad de la provincia de Granma entraban las primeras imágenes del telecentro Golfovisión.

El líder histórico de la Revolución constituyó guía y voluntad para edificar primero una corresponsalía de Televisión, convertida después en telecentro territorial, génesis de ese tipo de medios de prensa en los municipios de Cuba.

Geraldo Romero Díaz, director general del canal, define a la institución como escuela de jóvenes osados porque apenas conocían del medio y poco a poco crecieron desde la obra cotidiana, distinguida hoy entre sus homólogos del país.

“Los trabajadores del centro aman mucho esta sede. En el transcurso de cuatro años se hizo una reparación capital al inmueble, donde se crearon mejores condiciones para realizar una mejor televisión. ”

Disponemos de estudios, salón de reuniones y oficinas más amplios; una parrilla de luces led que no teníamos, cámaras digitales para grabación en exteriores, suicher digital y un flujo de transmisión por fibra óptica, que garantiza mayor calidad de la imagen. El sistema de protección del telecentro también es muy avanzado.”

La televisora manzanillera transmite en la actualidad catorce programas de producción propia entre informativos, infantiles, juveniles, de entretenimiento, facilitación social, revistas culturales y espacios de temas medioambientales en las tardes de lunes, miércoles y viernes.

Los estudios de audiencia ubican hoy en un 86,6 por ciento la aceptación de Golfovisió entre los televidentes.

Carmen Rosa del Valle González, jefa de programación e informativo de la televisión manzanillera manifiesta que el colectivo se esfuerza por lograr siempre un producto de mejor factura.

“No solo que informe, que sea además atractivo, que eduque y entretenga. Ese es el principal reto y creemos que vamos por buen camino.”

Los días de festejos incluyeron la transmisión de una revista especial, intercambios entre realizadores del medio de la región oriental, visitas a sitios de interés histórico, cultural y social en la ciudad de Bayamo y una gala artística conmemorativa el domingo en la noche en el Teatro Manzanillo.

Durante la actividad se estimulará a un grupo de 20 compañeras y compañeros fundadores de Golfovisión, algunos de los cuales permanecen en el canal, entre ellos José Matos “Muñeco”.

“Las experiencias de trabajo son innumerables: accidentes del tránsito que conmueven mucho, las coberturas al paso de huracanes en los cuales el carro se nos ha quedado atascado, pero siempre anteponemos el sacrificio y la voluntad para que todo salga bien. ”

Marcamos el paso para que los realizadores que vienen detrás sean continuidad y perdure la calidad de nuestro telecentro”, expone este luminotécnico y chofer.

La experiencia y la juventud alcanzan en el presente una perfecta unión entre los realizadores televisuales de Manzanillo.

Desde que entró a los estudios como alumno de periodismo, el joven Carlos Manuel Gallardo Escalona supo que su destino estaba delante de las cámaras y los micrófonos.

“Desde el periodismo para contribuir a edificar un Manzanillo mejor, donde las personas se sientan más identificadas, complacidas, más a gusto. Un Manzanillo más próspero.”

Premios en festivales provinciales y nacionales del medio, incluyendo un galardón en una convención internacional de televisió, validan el creciente prestigio del colectivo del telecentro manzanillero, en su ámbito en la Isla.

Ellos tampoco quedan detrás en las tareas sindicales, por cuyos resultados son acreedores, por cuatro años consecutivos la condicón de Colectivo Distinguido, del Sindicato de Trabajadores de la Cultura, de Cuba. Luis Mario Fonseca Tornés, productor y secretario general de la sección sindical dice que están en todo: avanzan en las misiones propias del sindicato, el aporte a la Patria y en los trabajos voluntarios.

“Nuestros equipos de prensa no solo han reportado las jornadas en las cuales todo el pueblo se ha sumado a la producción, de alimentos. Nosotros también aportamos a esa actividad.

Reconocemos a los más destacados en el propósito de estimular mejores obras, para continuar siendo vanguardias nacionales.

La familia grande de Golfovisión apaga por estos días las 15 velitas de la edad de la primavera y los sueños, esos que juntos engrandecen a fuerza de tesón y profesionalidad, desde una obra colectiva comprometida con Fidel, la Revolución y el pueblo manzanillero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *