Laboran en Granma 24 mil trabajadores por cuenta propia

Share Button
Por Sara Sariol Sosa | 18 febrero, 2017 |
0
Cuenta propia Cuba
FOTO/ Luis Carlos Palacios

Al cierre de enero último, la suroriental provincia de Granma registró 24 mil trabajadores por cuenta propia (TPCP), un segmento que nació para dar respuesta a las necesidades de empleo, y que hoy realiza un aporte fundamental en la prestación de servicios variados.

Esa cifra representa un incremento de alrededor de 13 mil 600 trabajadores más, a partir de la flexibilización del sector, y de la incorporación de nuevas actividades.

La mayor cifra de TPCP, 18 mil 795, están inscriptos en las direcciones municipales de trabajo; cerca de cuatro mil son controlados por las Unidades Estatales de Tráfico, y 240 por la Empresa de Seguro.

En el territorio accionan, asimismo, 541 arrendadores de viviendas, habitaciones y espacios, de estos más de una centena en CUC y 419 en moneda nacional.

Del total de cuentapropistas, 12 mil 519 se encuentran afiliados al régimen especial de Seguridad Social.

En tanto, a las nuevas formas de gestión, otra viable alternativa de empleo, se han incorporado en el territorio granmense dos mil 379 trabajadores; 354 de ellos se desempeñan en unidades de la Empresa de Servicios, 120 en Gastronomía, 81 en Correo como Agentes Postales, cuatro en Comunales y mil 820 en ETECSA como Agentes de Telecomunicaciones.

Controlar el ejercicio del TPCP y la implementación de las Nuevas Formas de Gestión Económica para ampliar el trabajo en el sector no estatal como alternativas de más de empleos, ha requerido en la provincia de un sistemático control de los grupos de trabajo responsabilizados con tales actividades, así como de las vicepresidencias que en los consejos de administración municipal atienden la economía global.

Las acciones en las cuales más se ha influido, es la correcta concurrencia a los procesos de Declaración Jurada; control de bajas y nuevas incorporaciones; comportamiento de las nuevas actividades aprobadas, ordenamiento de los lugares y áreas para la realización de estas últimas, el mantenimiento de su higiene, y la respuesta a los planteamientos generados en los activos sindicales.

Una ardua labor se encamina actualmente, para que los actores involucrados observen los precios topados por el Gobierno, a fin de que esas actividades también contribuyan a elevar, por tal vía, la calidad de vida del pueblo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *