Llevando luz a la montaña

Share Button
Por Leipzig Vázquez García | 10 mayo, 2018 |
1
Ingeniero Raúl Valera Agüero especialista en asistencia técnica en la División Territorial de COPEXTEL de Granma. FOTO/ Leipzig del Carmen Vázquez García.

El ingeniero Raúl Valera Agüero especialista en asistencia técnica en la División Territorial de COPEXTEL de Granma trabajó durante varios meses en la instalación de paneles solares fotovoltaicos en vivienda aisladas. De inolvidable califica el especialista las experiencias vividas en lugares de difícil acceso.

“El montaje de los sistemas fotovoltaicos en viviendas aisladas, constituyó más que una obra titánica, una experiencia inolvidable. Allí nosotros, como dijo en algún momento nuestro Comandante, llevamos luz a los más necesitados.”

-¿Cómo lo recibieron los pobladores de esas comunidades?

“Cada que llegábamos a esos sitio nos recibían como reyes, yo tengo la experiencia de un señor que cuando nos vio se me arrodilló dándonos las gracias por las acciones técnicas que estábamos realizando.”

-¿Cuáles eran los medios para transportarse?

“Nosotros llegábamos hasta allí en mulos porque eran zonas de muy difícil acceso que los carros no llegaban y los mulos realmente pasaban trabajo”.

“A me correspondió trabajar en varios lugares pero recuerdo de manera especial la zona de la Yaguita, en el municipio Buey Arriba  que es muy montañoso  y tuvimos que cargar los paneles y los módulo que integran los sistemas fotovoltaicos y se evidenciaba la solidaridad de todos para ayudarnos en el montaje.”

Momento de la instalación de Paneles Solares Fotovoltáicos en viviendas aisladas./

Valera Agüero recuerda además que no importaron las salidas en las madrugadas y las llegadas en la noche a su hogar. Ese sacrificio merecía su esfuerzo cada día.

“Los especialistas que trabajamos en esa tarea salíamos de Bayamo alrededor de las 4:00 o 5:00 de la madrugada para poder llegar en tiempo hasta donde los camiones podían llevarnos y luego los presidentes de los Consejos Populares nos y los Delegados de la zona colaboraban con otro tipo de transporte.”

“Allí trabajábamos hasta el momento en que la luz y el entorno no los permitía. Fue algo realmente inolvidable porque una vez que tu le ponías la primera lámpara allí, los más pequeños corrían de la alegría, saltaban y todos de ese momento una fiesta. La comunidad nos acogía como héroes y yo me sentí un héroe de la montaña en ese momento.”

Raúl Valera Agüero agradece a los que colaboran con ellos en la instalación de ese equipamiento y hoy guarda todas las vivencias adquiridas durante esos meses en los que llevo luz hasta las zonas más intrincadas de Granma.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  1. Los trabajadores de Copextel siempre dando su paso al frente , ahora dando su aporte al programa electroenergetico de nuestro país.