Los colores de Gloria Susana

Share Button
Por Luis Carlos Frómeta Agüero | 3 diciembre, 2020 |
0

 

Foto MANUEL OLIVERA ÁLVAREZ (MOA)

“La muestra me sorprendió, aunque testifico que estamos en presencia de un talento que trabaja con seriedad el llamado arte Naif (ingenuo), con fuerte presencia en lo rupestre cubano”,

Así lo declaró el pintor y presidente de la UNEAC en Manzanillo, Manuel Olivera Álvarez (MOA), tras la inauguración de Color y vida, primera expo personal de Gloria Susana Fabra Aguirre, en la galería Carlos Enríquez de la ciudad.

Trabajadas en acrílico sobre lienzo, esta pintora del Guacanayabo, pone a consideración 14 piezas con marcada tendencia primitivista , no obstante su formación elemental como artista de la plástica.

“Pasaron 30 años de aquellos estudios, el deseo pintar nunca faltó y aquí están las obras”, precisó la también especialista en medicina interna del Poli número dos, La Ondi, narradora y poeta, premiada en el concurso literario Juan Francisco Sariol 2020.

Recreada por un amplio lirismo bucólico, Color y vida descuella por el empleo de tonalidades brillantes, contrastadas y la interpretación libre de la perspectiva, características del referido estilo, cuya muestra se encuentra a disposición del público durante el presente mes.

El arte naif o ingenuo se desarrolló en Francia a fines del siglo XIX, por artistas como Henri Rousseau y Grandma Moses, tendencia con gran representación en Estados Unidos, Inglaterra y Argentina, en Cuba, los primeros reportes se registraron a partir de 1940.

Entre sus principales cultores nacionales figuran: Uver Solis, Ruperto Jay Matamoros, Samuel Feijoo, Eduardo Abela y Lawrence Zúñiga Batista,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *