Monumento en el corazón (+ fotos)

Share Button
Por María Valerino San Pedro | 25 noviembre, 2017 |
0

 

Fidel visita la Universidad de Ciencias Médicas de Manzanillo/ FOTO Rafael Martínez Arias

En el triste momento de conocer sobre la partida física de Fidel, entre la sorpresa y el dolor, comencé a erigir en mi mente y mi corazón un inmenso Monumento que jamás podrá ser derribado, y estoy segura que como yo, millones de cubanos también lo levantaron, de diversas formas, pero con igual amor y respeto.

Esa persona especial continuó dando lecciones de sencillez, al pedir que no se utilizara su nombre para calles, escuelas o instituciones, ni se hicieran bustos, estatuas o monumentos públicos de su figura.

Y en realidad no ha sido preciso, pues su obra sempiterna está ahí, al alcance de la mano, en cada persona que integra este pueblo en Revolución.

Su presencia es imperecedera, y está en disímiles sitios de esta legendaria  provincia, porque su significación histórica sería imposible de representar, excepto si este heroico pueblo edifica la Patria soñada por el Líder.

El David de América está presente en toda la obra que nació de su interés y empeño desde el propio triunfo revolucionario de enero de 1959, como la Universidad de las Ciencias Médicas Celia Sánchez Manduley, de Manzanillo, inaugurada por él el 18 de diciembre de 1986.

Recordamos tu paso por la provincia Granma… #HastaSiempreComandante

Posted by La Demajagua on sábado, 25 de noviembre de 2017

También lo está en la atención de las personas en los distintos niveles asistenciales, la promoción de centros de investigación, la colaboración y solidaridad internacional, en la revolución hidráulica del Cauto, y en cada conquista del sector de la Salud.

Igualmente es preciso pensar en él y distinguir su grandeza, cuando apreciamos la Maternidad del Hospital provincial Carlos Manuel de Céspedes, de Bayamo; los policlínicos universitarios con sus numerosos servicios y equipos de alta tecnología que han propiciado elevar la calidad de la atención sanitaria.

Sería imposible no recordarlo y agradecerle si tenemos delante las salas municipales de terapia intensiva, y los centros de fisioterapia y rehabilitación, dotados de los más modernos equipos y el personal técnico calificado e idóneo.

El pensamiento y la acción de esa emblemática figura de la Revolución cubana permanecen en las Bandas de concierto del territorio, los Joven Club de Computación, las Escuelas Militares Camilo Cienfuegos, las obras de la Batalla de Ideas y otras de gran impacto social en el territorio.

Marzo es un mes trascendente para los granmenses, porque en él nuestro Comandante en Jefe está más presente, pues inauguró en la provincia cuatro programas de la Revolución: el de superación para jóvenes, las academias de artes plásticas, el de salas de televisión en barrios no electrificados y el de la introducción de la computación en la Enseñanza primaria.

Le toca a su pueblo, a todos nosotros, mantener vivo y eterno su pensamiento, preservando y multiplicando su legado. Fue tan digna, inigualable y grande su obra, que deviene una perenne convocatoria a que germine por siempre la semilla depositada en las más jóvenes generaciones.

Fidel, el nuestro, el de América y del mundo, nunca será granito o mármol frío, sino un gigante que se hizo obra y pueblo.

En Granma, mantendremos por siempre las conquistas de la Revolución, legado de nuestro Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz #YoSoyFidel / fotos Rafael Martínez Arias

Posted by La Demajagua on sábado, 25 de noviembre de 2017

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *