Operación Carlota, 45 años de la epopeya cubana en Angola

Share Button
Por Prensa Latina (PL) | 5 noviembre, 2020 |
0
La Habana, -Cuba conmemora hoy el aniversario 45 del inicio de la Operación Carlota, que nombra a la ayuda militar internacionalista prestada por la isla a Angola ante las amenazas a su soberanía.

 

El 5 de noviembre de 1975, a solicitud del Movimiento Popular para la Liberación de Angola (MPLA), el Gobierno cubano decidió apoyar de modo directo a la nación africana con el envío inicial de un batallón de tropas especiales del Ministerio del Interior.

Un año antes, el levantamiento militar ocurrido en Portugal y conocido como la Revolución de los Claveles, hizo posible que los territorios coloniales lusitanos lograran su independencia.

Sin embargo, para 1975, a la antigua colonia la amenazaban la que fuera su metrópoli, la Agencia Central de Inteligencia norteamericana, algunos países de la Organización del Tratado del Atlántico Norte como Estados Unidos, la Sudáfrica del apartheid y Zaire (hoy República Democrática del Congo).

Para preservar la independencia e integridad territorial, el líder del MPLA, António Agostinho Neto, solicitó inicialmente a la mayor de las Antillas armas e instructores, lo cual se complementaría con la Operación Carlota.

El 23 de octubre de 1975 fuerzas sudafricanas lanzan una invasión contra Angola y avanzan rápidamente hacia Luanda, en tanto tropas de Zaire y mercenarios llegaron a 25 kilómetros de la capital angolana.

Los primeros instructores cubanos caen en combate el 3 de noviembre de ese año y ocho días después Neto proclama la independencia de Angola y se convierte en el primer presidente del nuevo Estado africano.

Durante la Operación Carlota ocurrió la batalla de Cuito Cuanavale (al sur de Luanda), de diciembre de 1987 a marzo de 1988, que permitió preservar la independencia del país e influyó en la liberación de Namibia (en marzo de 1990) y el fin del sistema de segregación racial en Sudáfrica.

De 1975 a 1991 alrededor de 300 mil cubanos participaron en la epopeya africana y más de dos mil perdieron la vida, cuyos restos fueron repatriados durante la denominada Operación Tributo.

Al decir del líder de la Revolución cubana, Fidel Castro, conductor de aquella misión, fue ‘una extraordinaria hazaña de nuestro pueblo, muy especialmente de la juventud’, y ‘pocas veces se ha escrito una página igual de altruismo y solidaridad internacional’.

En el acto de despedida a los caídos en aquella gesta, señaló que murieron luchando contra el colonialismo, el racismo, el saqueo, la explotación, y a favor de la independencia, el socialismo y el internacionalismo.

La operación heredó el nombre de la esclava Carlota, quien el 5 de noviembre de 1843 se sublevó machete en mano en el ingenio Triunvirato, de la occidental provincia de Matanzas, en época del colonialismo español en la isla.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *