Peligro, animales sueltos en la vía

Share Button
Por Juan Farrell Villa | 6 junio, 2018 |
0

Nunca olvidaré aquella noche sabatina cuando retornaba de Santiago de Cuba por la carretera que une a las ciudades de Bayamo y Manzanillo. El ómnibus de la ruta interprovincial se desplazaba con moderada velocidad cuando de pronto sobre el pavimento: animales sueltos en la vía.

El frenazo; desplazamiento de los viajeros, unos sobre los otros; equipajes rodando por el piso; cristales del parabrisas y las ventanillas rotos. Todo ocurrió en fracciones de segundos.

El chofer, quien, hasta ese momento, mantenía la atención en el control y dirección del vehículo no pudo evitar la colisión y la salida de la guagua del área asfaltada.

Similares accidentes del tránsito han provocado el deambular del ganado en zonas rurales y especialmente en el horario nocturno, que ocasionaron lamentables pérdidas de vidas humanas, lesionados y cuantiosos daños materiales a la economía.

La provincia de Granma no escapa a una situación generalizada en el país, mientras trabaja en el enfrentamiento a estas indisciplinas con la realización de innumerables acciones por las fuerzas de los ministerios del Interior y de la Agricultura.

Destacan los recorridos, la aplicación de multas, por la violación del Decreto 225, inciso M; el decomiso y reorganización de la masa con la no autorización de nuevas adquisiciones a los propietarios sin tierras, lo que ha aportado mayor control y una diminución en la crianza del ganado en esas condiciones.

Idilmer Corría González, inspector provincial del Registro Pecuario, explicó que no obstante a las advertencias y medidas continúan presentándose irregularidades en el sector cooperativo y estatal.

El especialista informó que fueron decomisados 19 vacunos y equinos, hasta mayo pasado, con casos de campesinos reincidentes con animales sueltos en los límites de Bayamo y Río Cauto y otros pertenecientes al municipio de Cauto Cristo.

Asimismo, son incumplidores de la legislación el centro de novilla y vaquería 29 de las Unidades básicas de producción cooperativa Francisco Suárez Soa y Manuel Pedreira, respectivamente, y la granja estatal Ramírez, de la empresa agropecuaria Bayamo.

Los animales sueltos representan el cuatro por ciento de los hechos y el dos de las victimas de estos siniestros durante los últimos cinco años (2012-2017), según recientes estadísticas del Departamento de la Dirección nacional de tránsito.