Prioridad para los sectores vulnerables, una medida post-pandemia del comercio interior (+video)

Share Button
Por Agencia Cubana de Noticias (ACN) | 17 junio, 2020 |
0
FOTO/El Jacaguero

La Habana, -La política de priorizar a los niños, ancianos y demás personas vulnerables en la distribución de alimentos y otros productos de primera necesidad continuará durante todo el periodo de recuperación del país tras la epidemia, reiteró en esta capital un directivo del Ministerio de Comercio Interior (MINCIN).

En declaraciones a la Agencia Cubana de Noticias Francisco Silva Herrera, director general de Ventas de Mercancías, explicó que esa constituye una de las medidas para la primera etapa post COVID-19, en sus tres fases, y consiste en seguir dándole preferencia a tales grupos poblacionales en medio de las limitaciones que puedan existir con los recursos.

Señaló que al concebir un criterio de distribución los gobiernos locales deben tener presente tanto los alimentos del balance nacional como los que se produzcan en el territorio, por lo cual están facultados para establecer la venta controlada o regulada de un producto, en dependencia de su nivel de disponibilidad para la totalidad o no de los consumidores de los sectores priorizados.

Silva Herrera puntualizó que en la práctica esas son las dos vías por las que se les asegura un renglón determinado a los niños, ya sea de cero a seis años o hasta los 13, y a los adultos mayores, en ocasiones a partir de 65 años.

Si en un territorio ese alimento tiene alcance para todos lo más aconsejable es que se venda de manera controlada,  un derecho que tiene la persona y ello se anota en la libreta de abastecimiento, y cuando no da para llegarle a todo el grupo poblacional seleccionado se oferta de forma regulada hasta que se agote en la unidad minorista, manifestó el entrevistado.

Destacó que la política de priorizar a los sectores vulnerables ha tenido un nivel de aceptación en la población cubana, e incluso hay estados de opinión que piden favorecer más a las personas de la tercera edad pues los niños tienen mayor nivel de aseguramiento en la canasta básica familiar.

El director general de Ventas de Mercancías del MINCIN puntualizó que de poco más de tres millones 810 mil núcleos censados en las Oficinas de registro de consumidores  (Oficodas) el 48,4 %  solo posee una o dos personas en su composición.

Una buena parte de ellos son adultos mayores, lo cual también ha planteado la necesidad, como otra de las medidas post COVID-19, de trabajar por  acercarles –o llevarles-los productos y servicios a sus viviendas, subrayó finalmente el funcionario.

Tal cual se ha informado, a partir de este jueves 18 comenzará a aplicarse la primera etapa de la recuperación, en su primera fase, en todas las provincias y municipios del país excepto en La Habana y Matanzas, por lo que se le ha pedido a la población no bajar la guardia y mantener el aislamiento físico y las medidas sanitarias indicadas, con el fin de iniciar este tránsito gradual hacia la normalidad, minimizando los riesgos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *