Producir amparados en las normas

Share Button
Por Anaisis Hidalgo Rodríguez | 5 marzo, 2019 |
0

La empresa de bebidas y Refrescos  Ember Granma desarrolla sus  producciones amparadas en las normas actualizadas de gestión de calidad, precisó Roxana Castro Pupo, directora técnica y desarrollo.

“Hace varios años trabajamos en el uso de las normas cubana de calidad ISO-9001, en su momento la ISO 2008 y la 2015, más actualizada.

“Esto es importante porque en la actualidad se exige que las producciones estén certificadas según los sistema de inocuidad de los alimentos”, refiere Roxana.

A decir de la bibliografía especializada la inocuidad de los alimentos se refiere a la existencia de peligros asociados a estos en el momento de su consumo (ingestión por los consumidores).

Como la introducción de peligros para la inocuidad de los alimentos puede ocurrir en cualquier punto de la cadena alimentaria, la norma requiere que se identifiquen y evalúen todos los peligros que razonablemente se puede esperar que ocurran en la cadena alimentaria, incluyendo peligros que pueden estar asociados con el tipo de proceso e instalaciones utilizadas.

El logro de este propósito no está exento de retos, pues las unidades productivas son muy antiguas. En Granma, por ejemplo, la fábrica de refrescos tiene una tecnología que data de 1943, y la de ron de 1906.

Estas infraestructuras requieren de grandes inversiones, por ello optamos por trabajar en líneas productivas, fundamentalmente en los cuartos de fabricación, los lugares más vulnerables a una contaminación microbiológica, aunque las producciones nuestras, como son alcohólicas el riesgo microbiológico es mínimo en comparación con los lácteos y los cárnicos.

El pasado año trabajamos en el diseño de los filtros sanitarios de todas las unidades productoras y en el acondicionamiento de líneas productivas, como es el caso de la UEB refrescos Bayamo.

La Ember de Granma es una empresa territorial que comprende las unidades de Bayamo, Manzanillo, y las de la provincia de Holguín.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *