Reacciones diversas recibe venta de módulos de cocina de inducción

Share Button
Por Luis Morales Blanco | 22 octubre, 2015 |
5
Venta de cocinas de inducción
FOTO Rafael Martínez Arias

Para beneplácito de muchos y disgusto de otros, desde el lunes último, comenzó en Granma la comercialización liberada de módulos de cocina de inducción y su menaje.

Las ventas se efectúan en establecimientos seleccionados en cada municipio; en Bayamo, por ejemplo, en el mercado industrial experimental (cercano a la dirección del Grupo empresarial de Comercio y Gastronomía (Gecop) en Granma, las unidades Los Buenos Precios y La Esperanza; y en la periferia de la ciudad La Agricultora, en El Horno; La Batalla, en Barranca, y El Progreso, en Mabay.

Aun cuando para adquirir el equipo, deba presentarse el carné de identidad, para  documentar propiedad y garantía, acercarse a cualquiera de estos establecimientos, permite constatar una verdad diferente, que genera muchas opiniones de distintos sectores.

En las copiosas colas formadas, desde que se anunció la venta, hay de todo desde el que “organiza” en beneficio propio, las listas y tickets (por iniciativa personal) aun cuando, y de modo indudable, ha sido un modo de enrumbar las compras.

También puede leer: (Re)venta de cocinas

Pero… también asoma la indeseada faz del revendedor presto a aprovecharse cuando ve un filón y este es el caso. Pero… ¿cómo ha podido operar cuando la demanda es tan alta y para adquirir el equipamiento es preciso la presentación de un documento de identidad personal?

Los “pacientes” de la cola en el mercado industrial experimental repudiaron la actividad de una revendedora, hecho altamente positivo que de multiplicarse cerraría el negocio a esa gente que se gana 400 pesos de golpe y porrazo.

También se han falsificado tickets y se han vendido turnos en pesos convertibles… “hay de todo”, coincide este redactor con muchos de los virtuales compradores.

Los comentarios huelgan, aunque muchos potenciales clientes culpan de permisividad a administradores y dependientes de las referidas tiendas, otros eligen soluciones del pasado reciente que ahora no son factibles porque el equipamiento no alcanza.

Armando Zamora, chofer: “¿Por qué no se distribuyen por Sindicatos, primero podrían optar por ellos los mejores trabajadores y después el resto”.

Carmen Aguilera, profesora: “Si no había para todos por qué no esperar a que estuviera la cifra completa para distribuir, lo cual es coincidente con la opinión de otros profesionales y obreros de distintas entidades estatales.

Esperanza Martínez, recepcionista, se pregunta por qué no se distribuyeron de la misma manera que los anteriores módulos de cocción y ollas arroceras y Reina y se vincularon directamente a las bodegas, si no está la disponibilidad de trabajadores sociales hay otras fuerzas confiables como la Juventud Comunista que harían más adecuada la distribución.

Adolfo, cuentapropista: “Ya compré pero fue difícil y pico, la onda es anotarte con una señora que anda por ahí – y la identifica- pero la dama “se da lija” y luego se escabulle entre la gente.

Nora, profesora: “Simplemente, terrible: marcamos desde el mismo lunes (a las tres de la tarde del martes no había comprado y no sabía si lo haría) la desorganización le hace mucho daño a esto”.

Norma, trabajadora industrial: “Esa cola es desde ayer por la mañana, ratificamos el turno a las ocho de la noche y hoy tempranito otra vez, realmente espero comprar.

Inexcusable es la opinión de Héctor Cordero Hernández, director del Gecop, quien manifiesta estar consciente de toda la situación incluso de los revendedores, pues constantemente ha estado recibiendo quejas, y sus subordinados han detectado a varias personas que han comprado más de una vez, con el evidente ánimo de especular.

“Ahora se está distribuyendo el 70 por ciento de los equipos, en esta primera fase; a finales de noviembre se debe vender el resto, Granma es de las provincias más favorecidas, (junto a Villa Clara) por la poca disponibilidad para gasificación.

“Aquí destinaron 28 mil y después se van a vender unas 19 mil 800 más. Coincide con la opinión popular en que cada vez que acontece un evento de esta categoría y con estas características, la gente muestra la lógica inconformidad: es un equipo novedoso que todo el mundo quiere y dada su importancia y funcionalidad tiene un precio bastante asequible (500 pesos en moneda nacional) lo que provoca más interés de los revendedores” .

Muchos en cambio consideran caros los equipos, aunque se han dado facilidades para acceder a préstamos bancarios.

“Esto debe ser algo progresivo -dice Cordero Hernández-después de enero se deben vender en una mayor medida. Admite que lo de los revendedores no es fácil de controlar: una persona con discapacidad estaba “echando la pelea”, pero se detectó que era la segunda vez que compraba.

Héctor asegura que a algunos casos atendidos por la Seguridad Social se les ayudó y,sin embargo, otros tratan de comprar y revender “para estar en el negocio”.

Un hecho es incontestable de haber existido mayor disponibilidad de equipamiento no se hubieran creado las opiniones reseñadas y como quiera que aquellos módulos entregados en 2006 ya pasan del uso al desuso y la disponibilidad de piezas y accesorios ha sido intermitente, la gente quiere los nuevos como lógica aspiración.

La política nacional para incrementar la venta de esos equipos y favorecer el ahorro energético ha de dar respuesta a estas inquietudes.

NOTA de la redacción: varias personas evitaron el lente del fotógrafo pues alegaron haber salido de sus centros de trabajo en horario laboral a “resolver problemas personales”, entre estos turnos médicos. Durante los dos primeros días de las ventas los turnos se comercializaban por los especuladores a 50 pesos cada uno (2,00 CUC), pero en la tercera jornada ya se vendían a 250 pesos (10,00 CUC).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

• No se publicarán comentarios denigrantes, ofensivos, difamatorios, que no se ajusten al tema a debate o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Tampoco serán admitidas las ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.

• Nos reservamos el derecho de no publicar los contenidos que incumplan con las normas de este sitio .

  1. Me disculpa el medio de producción de esta pagina, pero no tengo idea hacia donde remitirme para alertar sobre el hecho que hoy ocurre en la provincia Granma,(Tal vez a esta hora ya se conozca) los directivos tal vez hacen de la vista gorda como que no están enterados, es una franca violación la que hoy se realiza con el expendio de los productos asignados, por no estar esta incorporada en la asignación del Gas licuado. El hecho es que estos dispositivos eléctricos de uso domestico en la cocina en esta provincia se venden de forma arbitraria sin solicitar al comprador sus documentos de identificación, es decir usted hace la cola y compra la cantidad de equipos que desee, (No se vende a la vez mas de un modulo), pero usted marca y compra las veces que desee, _Cual es el obejetivo-_ ,posteriormente será el mercado negro el beneficiado, por favor dirigentes detengan la venta de estos equipos en la provincia y procedan a la venta de forma organizada, como antes se hizo con otros equipos, que se beneficien los que realmente lo necesitan, de esta forma se están beneficiando solo los que viven de la reventa y muchas veces personas que pertenecen a otras provincias que ya tienen sus beneficios. Por favor solo deseo que nos ayuden, la población de Granma, específicamente a la masa trabajadora no tiene toda la cobertura para permanecer en una cola durante la madrugada y él día para adquirir estos medios. Es necesaria la organización inmediata y proceder de manera organizada (Carne de identidad, libreta de consumo es imprescindible), tenemos de otras provincias donde se efectua la venta y la hacen de forma organizada. Hasta cuando seremos granmenses desafortunados, los afectados somos los trabajadores. Gracias.

  2. Por qué antes de distribuir estos módulos no contaron o preguntaron al pueblo como se podía hacer la distribución de estos de forma organizada , miren como aqui han dado muy buenas ideas que hubieran ayudado en la organización y para prevenir las reventas, solo digo que deberían de reciprocar información con el pueblo para realizar las cosas y no hacerlas a lo loco.

  3. soy trabajadora y como tal no puedo (o debo) abandonar mi centro de trabajo por horas para dedicarme a la compra de artículos, en este caso el famoso “Módulo de Inducción”. por lo tanto, como tantos miles de trabajadores estatales me quedé boquiabierta al enterarme de varias cosas:
    1. la venta sería por la libre, que aunque solamente se daba uno por cliente, una misma persona podía adquirir el producto en varios lugares.
    2. los consabidos merolicos, coleros y revendedores, dedicaron todo su tiempo (el cual les sobra) para organizar listas, colas y rectificar las mismas según su conveniencia.
    3. comenzó la reventa (sabido por todo el mundo) a razón de 800, 900 y 1000 pesos el modulo y 50 pesos el turno.
    4. en la tarde de ayer se termino el producto en la Esperanza, Los Buenos Precios y por último El mercado Experimental.
    5. desde otras provincias vinieron personas a comprar dichos módulos y pagaron sobre precio por los mismos.
    Conclusión: un % altísimo de los trabajadores estatales nos quedamos sin el dichoso módulo, hasta cuando la ley de la selva???, hasta cuando el que trabaja, el cubano de a pie que le sigue trabajando a la dirección del país y responde cuando se le solicita tiene que aguantar que quien no hace nada viva de su sudor????

  4. Aprovechando este espacio que tiene que ver con el pueblo pues no encontré otro lugar donde escribirlo…Es increíble la desilusión del pueblo Bayames y fundamental de los trabajadores consagrados de este pueblo por la falta de dirección, control y organización con las ventas de los módulos de las cocinas de inducción que ayer en horas del medio día se habían acabado en las 3 tiendas que realizaban la venta… no quisiera ser absoluta pero más del 95 % de los trabajadores no hemos alcanzado a la compra de dichos productos, también llama la atención que según los medios informativos para la provincia Granma se distribuyó 27 000 módulos, dónde están?????? coincidimos muchas personas que lo correcto seria distribuirlos en las bodegas por las libretas de consumo para que sea equitativo y todos puedan alcanzar a estos productos tan necesarios para la población… espero que el gobierno y en especial la dirección provincial de comercio sea receptivo a estos comentarios y para la segunda vuelta que según se comenta sea distribuido de otra forma…espero sea atendido el pueblo de sus inquetudes.

  5. Dice un refrán que a río revuelto, ganancia de pescador, en este caso lo vendedores de turnos y revendedores de las cocinas, sobre las cuales algunos se interrogan si resistirán ablandar los frijoles-piedra distribuidos este mes en Bayamo. Yo lo dudo, es probable que se ablanden primero las cocinas.