Revolución es construir

Share Button
Por Sara Sariol Sosa | 2 junio, 2016 |
1
FOTO / Luis Carlos Palacios Leyva
FOTO / Luis Carlos Palacios Leyva

Poco antes de que los relojes hayan marcado las 6:00 de la mañana, en las últimas cinco jornadas, equipos de construcción de diferentes entidades de la provincia de Granma, se apresuran a extraer de canteras de la provincia, grandes bocanadas de áridos que luego                            desembarcan en viales, cuya ejecución había sido detenida varios años atrás.

Aquellas vías dormidas, por la falta de capacidad constructiva del territorio, volvieron a estremecer sus cuerpos, ante una recarga nueva de esfuerzo necesario, que ya comienza a generar positivos comentarios entre personas que desde hace mucho las recorrían, de camino a centros laborales y de estudios y otras instituciones circundantes.

Los hombres que manejan los aparatos, forman parte de un colectivo sui géneris, una suerte de contingente empeñado en corroborar cuan efectiva resulta cualquier obra, cuando a esta se le impregna trabajo de equipo.

El citado grupo, integrado por operarios con sus respectivos medios de transporte y construcción, procedentes, como se ha dicho, de varios organismos, fue abanderado el pasado sábado, por iniciativa del Partido y el Gobierno granmenses, para iniciar labores en la terminación de viales ya iniciados y otras obras de importancia económica y social.

Denominado 26 de Julio, pues la primera etapa de faenas se enmarca desde ahora y hasta la celebración del Día de la Rebeldía Nacional, esta fuerza accionará unas 10 horas diarias, en un aporte que pretende distinguirse por el esfuerzo denodado y la calidad.

De acuerdo con información de Aurelio Mompié Moreno, quien se desempeña como jefe de brigada en la Empresa constructora de obras de ingeniería (Ecoing) número 18, y ahora conducirá el citado colectivo de trabajo, este será atendido por el contingente Braulio Coroneaux.

Se sumaron a tal encomienda, tres buldóceres, dos retroexcavadoras, una motoniveladora, compactador, cargador, pipa de agua y otra de combustible, y un transporte para el personal.

La avenida proyectada frente al también paralizado hospital pediátrico en la capital provincial, es una de las obras a beneficiarse con esta aplaudida iniciativa territorial.

Cuando la arteria -que enlaza ese punto con el reparto Antonio Guiteras-, quede terminada antes de la efeméride del 26 de Julio, se servirán de ella no solo quienes acuden a la clínica de especialidades, primer objeto de obra terminado en el futuro centro asistencial. Lo harán, también, estudiantes y profesores de la bayamesa facultad de medicina, trabajadores de las fábricas de Líquidos Orales y de almohadillas sanitarias, entre otros.

Todos ellos agradecerán una vía que acorta el trayecto, y de mayor seguridad para los ciclistas.

En ese sitio, precisamente, La Demajagua conversó a mediados de semana con Francisco Santiesteban Téllez, quien durante siete años opera un cargador frontal en la empresa de Comunales. “Sabemos cuán importante es la tarea encomendada, el trabajo está muy bien organizado y aportaremos con esfuerzo a una nueva transformación de la provincia”.

Muy cerca de él, Isidro Rosales Sánchez, al timón de una motoniveladora proveniente de la Ecoing 18, llama nuestra atención sobre la conveniencia de la alternativa de marras.

“Nuestra entidad no tiene potencialidades tecnológicas, hay muchas cosas por hacer en el territorio y por esa causa no se han podido terminar; ahora unidos las haremos, pues estamos comprometidos a ejecutar cualquier obra.”

Isidro nos hizo recordar las palabras de Federico Hernández Hernández, miembro del Comité Central y máximo dirigente político granmense, durante el acto de abanderamiento del contingente, en la bayamesa Plaza de la Patria.

Hernández trajo a colación lo expresado en cierta ocasión por nuestro Comandante en jefe Fidel Castro, en cuanto a que Revolución es construir. Y eso hará, sin dudas, esta fuerza de avanzada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  1. Que bien eso sera algo maravilloso y que denota el orgullo de los granmenses de poder bien linda nuestra ciudad a la cual extraño mucho pero pronto estaré allá y también pueden contar conmigo si fuera necesario para echar palante las obras de mi Bayamo.