Sumergido en la inmortalidad

Share Button
Por Yelandi Milanés Guardia | 26 octubre, 2019 |
1

Aunque han pasado seis décadas de tu desaparición física, aún no nos acostumbramos a la idea de haberte perdido. Eso nos pasa a todos los que te sentimos cerca: nos resistimos a pensar que el mar te abrazó con sus olas.

El próximo lunes miles de granmenses te rendirán un florido tributo en cada lugar donde haya una playa o un río.

Y será la cercanía de tu desaparición física, motivo especial para que niños y jóvenes visiten sitios históricos, intercambien con combatientes y peregrinen hasta esos afluentes sin reparar dónde estén, porque inevitablemente, todos desembocan en el mar.

Para los más noveles debes no solo ser un héroe, sino un paradigma de luchador incansable y de primera línea, características que te convirtieron en el Señor de la Vanguardia -no por adjudicarte un sobrenombre- sino porque constituía la mejor expresión para definirte.

Sería muy difícil sintetizar lo que representas para el pueblo cubano, y te hablo directamente porque no imaginamos muerto a alguien que mostraba en la frente, además de pureza, algo de eternidad.

Hoy más que nunca, cuando el imperio tensa su cerco económico, resultan oportunas las palabras de Fidel: “… cada vez que el pueblo vea momentos difíciles, cada vez que los hombres jóvenes, los campesinos, los obreros, los estudiantes, cualquier ciudadano, crea un día que el camino es largo, que el camino es difícil, se acuerde de lo que hizo él, se acuerde de cómo nunca, ante los momentos más difíciles, perdió la fe”.

Y esa confianza en la victoria que tú nos inculcaste no es solo digna de ejemplo, sino faro y guía en estos tiempos de un combate atroz, en el que apuestan nuestros enemigos por derrocar la revolución -que por amor a los humildes- ayudaste a construir.

El 28 de octubre iremos a ti en marcha reverente, como suele caminarse hacia donde se encuentra un ser que perdió sus rasgos humanos, porque no solo te sumergiste en las olas, sino en ese inmenso mar que mantiene vivo tu recuerdo, y que responde al nombre de inmortalidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  1. rescatar la historia y mostrar la historia de hombres como camilo que dejaron una huella es tarea hoy para que las jóvenes generaciones conozcan y no olviden para defender la Revolución