Tenacidad, respeto y amor (+fotos)

Share Button
Por María Valerino San Pedro | 23 octubre, 2019 |
0
Mariela Almenares es atendida en consulta por el Máster en Ciencias Doctor Jorge Omar Cabrera. Foto Luis Carlos Palacios Leyva.

Para Mariela Almenares Blanco, su dolencia ha sido una gran preocupación que la llevó hasta un ingreso hospitalario. Es disciplinada y cumple rigurosamente con el tratamiento, para evitar incomodidades abdominales. Una mañana de octubre la encontramos en la consulta externa del Servicio de Gastroenterología del hospital provincial Carlos Manuel de Céspedes, de Bayamo, provincia de Granma.

Atenta a cada detalle de la explicación de su médico, se convenció de la necesidad de un proceder complejo para la toma de muestra para realizarle la biopsia.

A nuestra interrogante de cómo valora su atención allí, responde:

“Muy buena, se aprecia alto nivel profesional, un servicio de calidad, respeto por el enfermo, y lo más importante para mí, comunicación total médico-paciente.

“Recibimos todo tipo de esclarecimiento pormenorizado de la enfermedad, el posible tratamiento y los resultados finales, y gracias a ello nos vamos de este lugar conformes, aunque nuestro padecimiento y síntomas continúen aún hasta realizarnos finalmente todas las pruebas precisas y y tomemos los medicamentos requeridos”.

Mariela es una de los alrededor de 30 pacientes, mitad de ellos ingresados, que diariamente reciben asistencia médica en el mencionado servicio, reinaugurado en el mes de abril último, luego de una remodelación capital hecha a un costo de 200 mil pesos en moneda nacional, y mucho tesón.

PROFESIONALISMO

Pulcritud, silencio, orden y un alto nivel profesional y humano pululan en ese servicio, cuyo colectivo compuesto por siete especialistas, igual cifra de residentes en formación, ocho enfermeras especialistas en Gastroenterología y una secretaria.

El Doctor Yoel Ricardo Serrano, jefe del Servicio de Gastroenterología practica una Laparoscopía a la paciente Yailín Garcés Rodríguez, por un dolor abdominal en estudio de tres años de evolución. Foto Luis Carlos Palacios Leyva.

El Doctor Yoel Ricardo Serrano, especialista en II Grado en Gastroenterología y profesor auxiliar, quien comanda esa “tropa” devenida familia bien llevada, habla de ellos con visible orgullo y asegura están preparados para enfrentar cualquier tarea con un gran sentido de pertenencia.

Ostentan la condición de Colectivo Moral, y de vanguardias sindicales en el pago de la cotización y del aporte monetario para la defensa, además, mantienen buenos resultados científicos, y ya formaron y graduaron el primer especialista de la cátedra, creada en 2016, el Doctor José Róger Guillén Pernas, quien asegura:

“Comienza una nueva etapa de mi vida, ahora con más responsabilidades, pero sabré cumplirla con igual sencillez y amor, como lo he hecho en mi etapa de residente”.

Ricardo Serrano explica: “Hoy podemos exhibir un local donde se realizan todos los procederes de la especialidad, pues contamos con salones para endoscopía, laparoscopía y colonoscopía, para pacientes procedentes de la región del Cauto, del Golfo y de otras provincias, principalmente de Santiago de Cuba.

“Hacemos procederes terapéuticos como polipeptomía y ligadura endoscópica de las várices de esófago, terapia endoluminal para la hemorragia digestiva con inyección de sustancias esclerosantes, ligaduras de angiodisplacia, biopsias de hígado, de epiplón, de páncreas guiadas por tomografía, en pacientes que está contraindicada la laparoscopia y es necesario practicarle biopsia de hígado se la hacemos por ecografía…

“Llevamos asistencia médica a la totalidad de las áreas de salud de Bayamo y a todos los policlínicos de la región del Cauto, y mantenemos en el propio hospital una consulta especializada en Hepatitis B y C, y en hígado, que funciona los primeros lunes de cada mes y el tratamiento de la B se pone cada 15 días en el departamento.

“También en el Centro Médico Ambulatorio, adjunto al Céspedes, tenemos el servicio de Gastroenterología pediátrica y la endoscopía digestiva para los menores de 15 años, con personal especializado para ello”.

Del 22 al 25 del mes en curso sesiona en el Palacio de Convenciones el Congreso Internacional de Gastroenterología y allí están presentes especialistas de aquí, con la presentación de tres trabajos, la impartición de Conferencias y la participación del curso pre Congreso.

Ellos son los doctores Yoel Ricardo Serrano, Jorge Omar Cabrera, Gloria Martí Garcés e Idalmis Ocaña.

TODA UNA VIDA

Así define la enfermera Ángela Ortiz Torres, especialista en Gastroenterología, los 33 años de experiencia en el hospital y 20 en el departamento.

Para la enfermera Ángela Ortiz Torres, especialista en Gastroenterología su trabajo es esencial en su vida. Foto Luis Carlos Palacios Leyva.

“Se dice fácil, pero oiga, aquí ha dejado una su juventud, trabajando con muchísimo amor, y aprendiendo de la disciplina y entrega de sus compañeros, médicos y doctoras como por ejemplo Mayra Landa, con quien me inicié en esta lides.

“Me gusta esta especialidad por su importancia para diagnosticar cualquier tipo de patología. Al comparar la actualidad con años atrás, esta mejoría significa mucho para trabajadores y pacientes, más privacidad, más comodidad, cada proceder tiene su salón, baños para trabajadores y para pacientes, local para la recuperación… Se hace la colonoscopía con anestesia, está climatizado, lindo. Nos sentimos a gusto”.

Similar criterio expone el Doctor y Máster en Ciencias Jorge Omar Cabrera, especialista de Primer grado en Medicina General Integral, de Segundo grado en Gastroenterología y profesor auxiliar.

“Comencé aquí hace 15 años, y estructuralmente el departamento no era funcional, aunque el equipamiento se ha mantenido estable, hoy se hacen muchos más procederes y procedimientos afines. Con la reparación el local está mucho mejor estructuralmente, y hay hasta un parquecito para la espera de los pacientes.

“Las enfermedades del hígado, son las más frecuentes patologías atendidas aquí, y están relacionadas con el modo de vida de la población, la prevalencia e incidencia de la obesidad, el consumo de alcohol, el sedentarismo y una dieta no balanceada.

“Nos sería muy útil poder contar con un módulo de video endoscopía, porque aumentaría así la calidad de la atención al paciente, sería más rápido el aprendizaje de los residentes, quedarían evidencias de diagnósticos hechos y facilitaría nuevas líneas y temas de investigación para establecer proyectos más ambiciosos”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *