Universidades de Cuba y Ecuador, unidas en el tiempo

Share Button
Por Prensa Latina (PL) | 27 febrero, 2018 |
0
La Habana- El intercambio de catedráticos y el trabajo conjunto en publicaciones científicas hermana a las Universidades de La Habana, en Cuba, y la Católica de Santiago de Guayaquil, en Ecuador. Sin importar los miles de kilómetros que separan a ambas naciones, la colaboración entre las instituciones se fortalece cada día con nuevos proyectos, entre ellos la movilidad estudiantil.

Así lo informó a Prensa Latina el Rector de la Universidad Católica de Santiago de Guayaquil, Mauro Toscanini, quien realizó su doctorado en Ciencias de la Educación en ese centro de altos estudios de la capital cubana.

La relación entre ambas entidades es muy cercana, pues tenemos más de 100 profesionales de Ecuador haciendo el doctorado en la Universidad de La Habana, señaló.

Al rememorar sus viajes a la nación antillana, el académico recordó que en aquellos tiempos sintió un gran acompañamiento de tutores y todo el claustro universitario a nivel de postgrado.

También elogió el sistema de educación superior cubano y recordó que la Universidad de La Habana sobresale entre las 60 mejores casas de altos estudios de América Latina.

Durante el diálogo, Toscanini adelantó la celebración de un Congreso Mundial de Derecho Romano en el cual participarán universidades de Italia, Chile, Ecuador y, por supuesto, la de La Habana.

Fundada en 1883, la Universidad Católica de Santiago de Guayaquil será la sede del evento previsto para agosto próximo.

Toscanini participó en el XI Congreso Internacional de Educación Superior, acontecido en el Palacio de Convenciones de La Habana del 12 al 16 de febrero.

Al valorar la cita, consideró que es importante para la integración de los países latinoamericanos y caribeños.

Tenemos potencial y debemos trabajar de manera conjunta para solventar nuestros problemas, complementó el catedrático.

De acuerdo con Toscanini, está bien adquirir destreza, tecnología y conocimiento científico extranjero, pero el reto es adaptarlo a nuestra realidad económica y social.

Para el presidente de la Unión de Universidades de América Latina y el Caribe (Udual), Henning Jensen Pennington, eventos como Universidad 2018 propician la creación de redes de colaboración regional.

En declaraciones a Prensa Latina, el experto comentó que la cooperación interuniversitaria e internacional es ahora importante, porque al contrario de la globalización económica busca el establecimiento de lazos de integración y vínculos de solidaridad.

El también rector de la Universidad de Costa Rica calificó de muy beneficioso este tipo de encuentros por su carácter multitudinario, al reunir a profesionales de muchos lugares del mundo.

A criterio de Pennington, es vital apostar por alianzas internacionales cruzadas para fortalecer los vínculos entre países latinoamericanos y crear de esta manera una nueva geopolítica académica internacional.

Constituida en 1949, la Udual es una organización de universidades e instituciones de educación superior de la región latinoamericana y caribeña.

Entre sus propósitos sobresale establecer lazos firmes de cooperación, en un marco de respeto y pluralidad con un claro compromiso de vinculación social de la educación superior.

Convocada por el Ministerio de Educación Superior e instituciones de ese nivel de enseñanza en Cuba, Universidad 2018 congregó a unos dos mil 500 delegados e invitados entre nacionales y extranjeros.

La cita incluyó conferencias, mesas redondas y paneles científicos en los cuales estuvieron representados cerca de 60 países de diferentes regiones del orbe, así como rectores de varias universidades del mundo.

Fundada en 1728, la Universidad de La Habana es la institución educativa superior más antigua de Cuba y una de las primeras del continente americano.

Precisamente con un coloquio homenaje a este centro de altos estudios por los 290 años de su fundación inició el evento, considerado una gran celebración a criterio del rector de esa institución, Gustavo Cobreiro.

El académico cubano recordó que en sus casi tres siglos de vida la universidad formó a generaciones de figuras de gran valía como el intelectual Alejo Carpentier, el maestro Félix Varela y el líder de la Revolución cubana, Fidel Castro.

También el centro de altos estudios fue testigo de la incursión de la mujer en la formación profesional al graduar en 1885 a Mercedes Riba y cuatro años más tarde a María Luisa Dolz, primera en obtener un doctorado en Ciencias Físico-Matemáticas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *