Venezuela es objeto de una guerra no convencional, señala Maduro

Share Button
Por Prensa Latina (PL) | 16 enero, 2016 |
0

Nicolás Maduro, VenezuelaCaracas-.  El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, explicó hoy que el país es objeto de una guerra no convencional, cuya estrategia fue trazada desde Estados Unidos.

Al ofrecer ante la Asamblea Nacional (parlamento) su informe de gestión anual en 2015, el jefe de Estado aseveró que estas políticas fueron diseñadas por políticos como Lawrence Eagleburger (1930-2011), secretario de Estado en el mandato de George W. Bush.

Esos planes para el quiebre de las banderas independentistas, aseveró, también llegaron hasta naciones y pueblos hermanos como los de Argentina, Ecuador, Bolivia. Uruguay y Brasil, entre otros.

En Venezuela, precisó, la arremetida fue mayor en 2013, sobre todo a partir del fallecimiento en marzo de ese año del presidente Hugo Chávez, líder de la Revolución Bolivariana.

La estrategia imperial intenta desmontar a los gobiernos progresistas de la región, entre los que Venezuela es un referente de cooperación e integración, precisó.

En esa cruzada para desestabilizar al país, también mencionó el llamado Plan Tenaza, al que se incorporaron las controversias con el gobierno de la vecina Guyana del presidente de derecha  David Granger, en complicidad con la trasnacional Exxon Mobil, y el auge del paramilitarismo que impulsa la oligarquía desde Colombia, que llevó al cierre de zonas fronterizas.

Al respecto, abundó que esa medida se mantendrá hasta acabar con las mafias, grupos criminales y paramilitares que operan en las regiones limítrofes.

“He dado órdenes que la frontera con Colombia se mantenga cerrada hasta que se termine de restituir la vida social en todas sus áreas en cada palma del territorio nacional”, apostilló.

Según explicó Maduro, el país también es objeto de una guerra no convencional, que ha sentado sus bases en las acciones económicas y que el pueblo enfrenta con un modelo socialista duramente criticado por la opinión nacional e internacional.

Opinó que se trata de una ofensiva integral de varias dimensiones y en el centro de esa agresión, la esfera económica que ha cabalgado sobre las debilidades de un modelo rentista petrolero, que debe quedar atrás y ser sustituido por el socio-productivo.

Sin embargo, destacó que los recursos necesarios para el funcionamiento de la patria deben salir de esos sectores que han acumulado enormes riquezas a través del tiempo y que pretendieron excluir a millones de venezolanos.

Sobre esos ataques nos hemos levantado desde el gobierno en la calle, y frente a aquellos que afirmaron que el modelo económico de la Revolución es un fracaso, pero que son cómplices de la arremetida contra la moneda, el contrabando o la desinversión del sector privado, entre otras expresiones, agregó.

Maduro reafirmó que factores diversos han logrado un desgaste circunstancial pero evidente de los proyectos populares en el continente pero el 2016, ante la amenaza de la restauración aparente del neoliberalismo, será un año de nuevas batallas para los revolucionarios venezolanos, que sabremos crecernos  y seguro prevalecerán los procesos progresistas en la región.

Ante los nuevos obstáculos, el mandatario pidió el concurso de todos, sin tintes políticos.

“Convoco al trabajo a todos los patriotas a construir la Venezuela que soñamos y merecemos, el derecho a vivir en paz y en comunidad, preservando los derechos fundamentales, como garantía de paz, pero con una base económica más sólida”, remarcó.

También solicitó dejar a un lado los obcecados manuales de guerra sicológica y económica que traen la destrucción del país en función de intereses mezquinos y foráneos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

• No se publicarán comentarios denigrantes, ofensivos, difamatorios, que no se ajusten al tema a debate o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Tampoco serán admitidas las ofensas, frases vulgares ni palabras obscenas.

• Nos reservamos el derecho de no publicar los contenidos que incumplan con las normas de este sitio .